Precisiones de RIU sobre el edificio España de Madrid

El Grupo RIU afirmó que “en el Edificio España se están acometiendo las obras de remodelación pertinentes, para reforzar la estructura y conservar la fachada en perfecto estado”.

Respecto a las afirmaciones realizadas por el señor Trinitario Casanova, en una entrevista a la agencia EFE el pasado 2 de septiembre, en relación a la venta del edificio España, emblemático de la ciudad de Madrid, desde el grupo RIU manifestaron: “Nos vemos en la obligación de responder ante las graves acusaciones que esta persona ha reflejado en sus declaraciones, debido a la falsedad mostrada en las mismas”.

“El Grupo RIU, como propietario legal del edificio España, está acometiendo las obras de remodelación y mantenimiento pertinentes para reforzar la estructura y garantizar la conservación de las fachadas laterales y frontal del edificio, a fin de proteger la obra de los hermanos Otamendi tal como establece la Ley de Protección de Edificios Históricos”.

“Esta obra requiere de una serie de modificaciones y refuerzos en la estructura del edificio para garantizar la conservación del edificio y de la fachada en perfecto estado. Dicha obra está siendo realizada en contacto continuo con los técnicos municipales. En ninguna de las supervisiones por parte de los arquitectos municipales ha sido emitido ningún informe desfavorable respecto a la ejecución que está siendo llevada a cabo por el Grupo RIU, siempre siguiendo las instrucciones de los arquitectos del Consistorio”.

Grupo RIU es el actual propietario del edificio

“Por otra parte, el señor Casanova menciona en la citada entrevista que será el futuro propietario del edificio, algo que no puede asegurar”.

“Lo cierto es que el actual propietario es el Grupo RIU, que está acometiendo las obras pertinentes, conforme a la legalidad vigente, para hacer que el edificio España sea un hotel de referencia en Madrid a partir de 2019 y que mantenga, además, la identidad de una obra arquitectónica de gran valor para la capital” española.

“En tercer lugar, el señor Casanova dice haber comprado el edificio y haberlo revendido horas después, algo que es falso, ya que jugó un papel de intermediario entre el Grupo RIU y Wanda. Posteriormente suscribió un contrato por el cual ejercería de intermediario para vender la parte comercial del edificio España, propiedad del Grupo RIU, a cambio de una comisión sobre el valor de la venta. Casanova incumplió el contrato, pues no buscó ningún comprador y se limitó a presentar una oferta en su propio nombre a RIU. Dicha oferta fue valorada por el Consejo de Administración del Grupo RIU que la consideró insuficiente y la rechazó”.

Debido a ello, “y como Casanova no estaba cumpliendo las obligaciones contraídas por contrato, el Grupo RIU obtuvo una oferta superior por el suelo comercial del edificio España y decidió ejecutarla, así como cancelar el contrato tras más de un año de inactividad por parte de Casanova”.

Finalmente, RIU insta a atender esta información frente a las declaraciones del señor Trinitario Casanova, “ya que la interpretación que se realiza de la misma en todos los medios es errónea y resulta necesario aportar la versión de RIU, como fuente imprescindible en este asunto”.

Para más informaciónwww.riu.com